Europa se queda sin nieve

4 de enero de 2016

El cambio climático está cobrando una nueva víctima: los esquiadores.

Compartir

La población de Chamonix, en Francia, ha abierto un zoo para entretener a los niños, que no pueden esquiar. Y en Meribel, helicópteros tienen que transportar nieve.

Son algunas medidas para hacer frente al que parece que será el peor diciembre sin nieve que se recuerda en las estaciones de esquí europeas. En un continente donde las vacaciones de esquí son la norma, la crisis invernal daña las economías locales. Y puede que esta no sea la última temporada sin nieve, dijo Daniel Goetz, meteorólogo francés. “Con el cambio climático se espera que los inviernos con escasa nieve sean más frecuentes”. 

Parece que 2015 será el año más cálido en el mundo debido al calentamiento global, y el segundo más cálido en Europa tras 2014. Apenas hay nieve en las soleadas pistas del norte de los Alpes por debajo de los 2.000 metros. Más al sur, la nieve se ha derretido a los 3.000 metros.

La práctica de esquí durante el invierno es una actividad habitual de las familias ricas europeas. En Francia, donde mucha gente tiene 5 semanas de vacaciones o más, las familias con niños frecuentemente van de vacaciones de esquí al menos una vez al año. El sistema educativo también ayuda, ya que los niños tienen vacaciones en febrero. En Múnich los niños reciben clases de esquí en el colegio y no hay austríaco que se precie de tal que se pierda una vacación de esquí.

Como las reservas se hacen con entre 4 y 9 meses de antelación, muchas estaciones de esquí tuvieron una afluencia decente en la temporada navideña. Pero no en todos los sitios. Petra-Nocker Schwarzenbacher, jefa de turismo de la Cámara de Comercio Austríaca, dijo que por primera vez en Año Nuevo no estuvieron completos.

Compartir

Más notas: