El presidente de Gambia prohíbe el matrimonio infantil

8 de julio de 2016

Los casamientos en el país africano serán penados con hasta veinte años de prisión

Compartir

El mandatario gambiano, Yahya Jammeh, hizo el anuncio durante una reunión mantenida con responsables religiosos musulmanes con motivo de la celebración del fin del ramadán, informó el diario The Daily Observer.

"El imán y todos aquellos que dirigirán la ceremonia de matrimonio irán también a la cárcel", advirtió Jammeh, quien ordenó a los ministros de Interior y de Información que divulguen la noticia a toda la población.

También se penalizará con hasta 20 años de prisión a los padres de las menores de 18 años que consientan el matrimonio, mientras que las personas que estén al corriente y no lo denuncien ante las autoridades podrán pasar hasta 10 años en la cárcel.

Esta nueva ley será aprobada antes del 22 de julio por la Asamblea Nacional, explicó el presidente.

El matrimonio infantil es una práctica corriente en África Subsahariana pese a que está prohibida por leyes adoptadas en varios países de la zona.

Jammeh, que proclamó recientemente Gambia como "un Estado Islámico", también prohibió en noviembre la mutilación genital femenina, después de llegar a la conclusión de que se trata de una práctica tradicional y no dictada por la religión musulmana.

El presidente dirige con mano de hierro el país desde que tomara el poder con un golpe de Estado en 1994 y su régimen ha sido acusado de graves violaciones de los derechos humanos.

Jammeh se ha caracterizado también por su beligerancia hacia los homosexuales, a quienes ha llegado a calificar de "alimañas" y relacionado con enfermedades como la lepra, la tuberculosis o la gonorrea.

Compartir

Más notas: