Silvio Gonzalez: "Cuánto querés para que no te metas en este problema"

11 de mayo de 2018

Silvio Gonzalez, quien era casero de Liza Portillo, madre de Fiorella (la pequeña apartada de su madre a los cuatro años) declara que dejaba a la madre en la parada de bus y a la niña en la casa de una vecina diariamente.

Compartir

El mismo volvía a buscar a la niña. El día que desapareció la vecina dijo haberla entregado a la abuela, una mujer de avanzada edad que tiene dificultades para caminar. El hombre consulta a la abuela y comprueba de que se trataba de una mentira 

Silvio regresa a la casa de la vecina, de nombre Bella, reclama de que se trata de una mentira y pide que se le diga donde se encuentra la niña. A lo que esta mujer le contesta que Fiorella ya está en un hogar mejor.

El hombre insiste con saber el paradero de la niña y la mujer, según la versión de Silvio, le ofreció dinero para que ya no se involucre en el caso 

Compartir

Más notas: